Dar vida al vacío: Edward Hopper

Hopper-Sun-in-an-Empty-RoomNo hay nada más frío que una habitación sin muebles ni cortinas en la ventana. Una habitación simple y llanamente vacía. Pero Hopper no lo veía así. Edward Hopper, el mago del pincel de colores brillantes y lugares solitarios era capaz de dar vida al vacío. Y el vacío se llenaba. Hoy podemos disfrutar de sus obras, como la exposición “Hopper Drawing”, a la que tuve el privilegio de asistir en el Whitney Museum de Nueva York el pasado octubre.

Lo curioso de esta exposición es que, además de ver la obra de Hopper, se podía ver el germen de la pieza pictórica. Capaces de ver la gestación de un cuadro en todo su esplendor, a base de bocetos donde aparecían imágenes imprecisas, bosquejos, esbozos de conceptos llevados a un cuaderno. Y, mientras mi mirada se fundía entre los trazos de los lápices, al final del “trayecto” visual aparecía la obra terminada: Impactante resultado. La más inquietante para mis sentidos es “Sol en una habitación vacía”, que aparece junto a este post. Ver esta obra “de carne y hueso” significa un antes y un después para calibrar el vacío de las cosas. Las paredes desnudas, una ventana solitaria y las sombras que provoca en la pared la inmisericorde y brillante luz del sol que inunda la habitación es francamente una imagen poderosa. Y, sin querer evitarlo, te enamoras aún más de la obra de este autor norteamericano. Da igual que sus pinturas transmitan cierto desasosiego, una quemazón en la boca del estómago, una quietud fantasmal. Fue y continúa siendo el pintor de los vacíos llenos de vida.

Muchas obras de Hopper se ambientan en calles, cafeterías y lugares inhóspitos de Nueva York. Por esa razón, los que hemos vivido por un tiempo en esta urbe de luces y sombras, llena de claroscuros, nos vemos (al menos éste mi caso) reflejados en sus pinturas, como si fueran un espejo de lo que divisamos cada día en esta macrociudad llena de vacíos y preñada de soledades, en medio del tumulto de las masas. Donde la esperanza también tiene cabida.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Dar vida al vacío: Edward Hopper

  1. Ana dijo:

    Unas palabras sobre el vacío, las contenidas en esta entrada, muy sugerentes y que están a la altura de las imágenes conseguidas por Hopper.

  2. José dijo:

    ¡Hopper,grande! Diferente!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s